19 en el Aleph de Borges

"Una copita del seudo coñac - ordenó - y te zampuzarás en el sótano. Ya sabes, el decúbito dorsal es indispensable. También lo son la oscuridad, la inmovilidad, cierta acomodación ocular. Te acuestas en el piso de la baldosas y fijas los ojos en el decimonono escalón de la pertinente escalera. Me voy, bajo la trampa y te quedas solo. Algún roedor te mete miedo ¡fácil empresa! A los pocos minutos ves el Aleph. ¡El microcosmo de alquimistas y cabalistas, nuestro concreto amigo proverbial, el multum in parvo!

Repantiga en el suelo ese corpachón y cuenta diecinueve escalones.

¿cómo transmitir a los otros el infinito Aleph, que mi temerosa memoria apenas abarca? Quizá los dioses no me negarían el hallazgo de una imagen equivalente, pero este informe quedaría contaminado de literatura, de falsedad. Cada cosa era infinitas cosas, porque yo claramente las veía desde todos los puntos del universo"


Artículo 19
de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

* Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.



Los cielos cuentan la gloria de Dios, Y la expansión denuncia la obra de sus manos.

Biblia, Libro 19 (Salmos), 19:1

miércoles, 6 de enero de 2010

LA EMOCIÓN Y LOS NOMBRES

Pues resulta que por casualidad, como me pasó a mí siempre todo lo bueno, he encontrado una página: "SIN ESCAMAS". He empezado a ver qué había allí y enseguida he continuado a ciegas, medio llorando. No por lo que se decía, que no estaba entendiendo nada, sino por la propia emoción que estaba sintiendo, que parecía salir directamente de la pantalla y que no se debía a nada que yo distinguiera. ¿A vosotros no os pasa que sólo con el comienzo del Cántico Espiritual ya se os sube la emoción hasta la boca sin explicación ninguna, y casi no le deja a uno ni seguir? Ese chorro que se te sube por encima y te arrastra sin remedio. Porque a esos 4 primeros versos del Cántico cualquier cosica de Rubén Darío (digamos) le da técnicamente cien vueltas [perdona Rubén que te haga esto; tú me entiendes], pero pasan y pasan los años y en cualquier esquina te vuelves a acordar sin aviso previo (salí tras ti clamando, y eras ido...) y vuelves a sentir que te estás muriendo, muriendo otra vez, y qué.

Lo que yo quería decir antes de irme por las ramas es que, sin explicación que yo sepa, al empezar a encararme con esa página se me vino encima ese chorro que digo, y no me ha dejado analizar o pensar nada más, salvo una especie de hojita caída a este lado antes de que se cerrara la puerta del pensamiento: la del nombre de estas páginas nuestras que están abiertas 24 horas: blogs. Yo estoy convencido de que si hubieran (las páginas) nacido entre gentes que hablaran español o italiano, a nadie se le hubiera ocurrido darles semejante nombre. ¿Cómo vas a nombrar a algo más o menos íntimo - parecido a un diario- con semejante monosílabo, que encima acaba con una consonante que es como un frenazo en seco con la rueda de alante? Yo tenía la esperanza de que bitácora pudiera ser, pero el diccionario dice que bitácora era un armarito junto al timón donde se guardaba la aguja de marear (brújula) para protegerla de los temporales. Claro, el cuaderno de bitácora sí que es donde se anotaba todo, tanto la navegación como los sucesos, pero es que es un nombre muy largo para un uso diario.

En fin, que esta noche me toca irme a dormir otra vez sin encontrar un nombre hermoso para un sitio donde uno quiera que le lean. Y es que me lleva muchos meses jodiendo esto. Porque yo, la verdad, si no encuentro la palabra que me gusta le digo al capataz que pare la obra, aunque esté escribiendo Crimen y Castigo. Y porque "librillo" ya está pillada.

Mi amigo Joss Prieto dice que podríamos dedicarnos en serio a encontrar un nombre que no nos avergonzara tanto para estas páginas nuestras, y le doy la razón.

13 comentarios:

eρHedro dijo...

Lo siento, pero llegamos tarde. Se nos adelantaron. Suelen hacerlo, lo llevan en las venas y, a menudo, ni siquiera lo hacen queriendo, es que les sale de dentro. Se ve que es algo levantino. En el idioma de los de las rayitas rojas y amarillas, esos de la independencia, esos del agua y las naranjas y esos isleños de mar caliente, destino hippie, se dice «bloc», acuñado y bien acuñado

Xim dijo...

No sé quién ha escrito ese texto de ahí arriba, pero es innegable que pertenece al más puro estilo clásico japonés: se andan mucho por las ramas para no decir nada...

SaLu2 anyway...

Xim

Yo soy Joss dijo...

Se nos ha vuelto a olvidar ser comedidos en nuestros comentarios.

Sólo una cosa, Xim, es gracioso que digas que el estilo clásico japonés es andarse por las ramas sin decir nada, cuando el máximo exponente de su literatura es el Haiku, cuya premisa es tratar de decir lo máximo posible en tan solo 3 versos, y cortitos.

eρHedro dijo...

(Je, je, je.)

Benvingut, Xim.
Pues son las vivencias, sí, las que nos condicionan. En las mías los pueblos de la vertiente levante, esos que parecen no ponerse de acuerdo (o serán sus políticos [atenció, PDF]) en que hablan las mismas lenguas, me parecen adelantados, proprogreso, en algunos aspectos. Todo son percepciones subjetivas, sí.

Xim dijo...

Bueno Joss, yo no me refería al Haiku, más bien a la literatura clásica japonesa del siglo 19 o 20, más bien aburrida y que se basa en meras descripciones que no situaciones, una literatura muy floja, y eso es lo que sentí al leer ese texto sobre el blog de Arezbra, mucho dar vueltas y al final nada...

SaLu2 Again&Again

Xim

Argax dijo...

Bueno a ver, que esto ha derivado en una extraña conversación sobre nacionalidades, pueblos y trajes regionales. Esa parte la voy a obviar.

En la primera parte del texto, que a mi me parece clara y diáfana, sino en su apariencia si en su fondo, vamos que transmite lo tocado que está el que escribe y todo lo que tiene en sus adentros, se menciona uno de los atributos de la verdadera literatura, el más importante a mi modo de ver, que es la capacidad de emocionar. Vamos que ElMudo quiere hacernos ver como se le resbalaron los gayumbos hasta los tobillos al leer el blog que menciona (y que por cierto para mi es una joya).

Ya en la segunda parte pues entramos en una interesante discusión sobre el significado de las palabras. Yo pienso, que lo que nos ocurre a algunos, sino a todos los que escribimos aquí, es que nos tomamos esto de los blogs, su utilidad, como lo que no es, queremos hacer literatura con una herramienta que quizás no esté pensado para eso, queremos contar vivencias (que no deja de ser más literatura disfrazada de diario) en un soporte que está pensado para la inmediatez y para otros menesteres. Los blogs son hijos de la inmediatez y de los famosos minutos de fama de Andy Warhol (el padre de Andy de los andiluca), son una especia de avanzadilla de las mutaciones que están sufriendo las formas de comunicar y comunicarse en la que lo que se dice, el oropel y la calma dejan de tener lugar.

Chicos, a veces pienso que en el futuro tendremos que adaptar nuestra forma de sentir para poder contarla a través de esto de la interné y sus hijos. ¿Debería de ser al revés no?

Y Xim, me alegra mucho, mucho verte por aquí, ahora que esto parece animarse un poco no dejes de pasarte.

Ah! Se me olvidaba. Talmente de acuerdo con Joss en lo que comenta de los Haikus. No he encontrado nada más sucinto y que pueda conmoverme tanto como esta forma de poesía.

He dicho.

Argax dijo...

Xim, no entiendo mucho de esa literatura que comentas. De hecho soy un gran desconocedor, apenas he leído dos novelas de Mishima, que por otro lado me parecieron magníficas.

Supongo que es cuestión, como todo de gustos, a mi, quizás por tener más conocimiento del que escribe me parece encontrar más significados que tu sin embargo no ves.

Sea como sea, te lo vuelvo a decir, me alegro un montón de verte por aquí.

elmudo dijo...

Hombre, pues yo os agradezco mucho toda esta movida sobre un texto tan sencillo. Los del 19 ya sabéis que yo no defiendo lo que escribo: si no se hace entender hoy, ni dentro de 10 años, pues seguramente acabará en el olvido.
Y nada más: yo no mando sobre el texto; él quiso nacer.
Por desgracia, me doy cuenta de que esto a Xim no le va a parecer verdad, pero sobre eso no sé hacer nada: él escribe, yo escribo,y nada más.

Yo soy Joss dijo...

a alguien se le ocurre una alternativa a la palabra blog que no sea bloc, porque estamos en las mismas?

elmudo dijo...

¿Alguien de entre nosotros ha propuesto en serio la palabra "bloc", Joss?

eρHedro dijo...

anotón
notín
refistro
cuadernator (kwa-der-'na-tor, eh, no kwa-der-nei-tor)

elfa dijo...

Hablando un poco de todo esto, tampoco es que sepa mucho de literatura japonesa de siglos pasados, pero en el siglo XIX hubo muchísima influencia occidental en los escritores japoneses y quizás por eso algunas novelas son un poco raras,(yo siempre tiendo a echarle la culpa de todo a occidente) Como una novela que leí de Soseki, que está muy bien, en la que un gato lo flipa con el comportamiento humano.
Por otra parte, hay grandes escritores como Murakami y Mishima y suscribo lo que dicen Argax y Joss de los Haikus, que alcanzan el máximo potencial de la palabra.

Bueno, que esto ya está muy tostao.
¿Quién podría llamarlo "Bloc"? Nadie. Tal vez "Blóh", si acaso. Pero sigue siendo lo mismo.
Opino que esto es como un escaparate literario, no? Es como un desfile de letras y sentimientos, donde la gente pasea cual Pasarela Gaudí especial vestidos de Novia, y tiene sus minuticos de gloria y todos podemos asomarnos a oler.

Cartapacio
Fasto
Bula
Pontón
Caz

Cuadernator mola

chá dijo...

Te pongo aqu;i el comentario que te pase por mail, no tengo tiempo de leer los comentarios ahora, pero en cualquier caso, xim gracias por expresar tu opini;on.

ya me manifestare. besos a todos

Más allá del síndrome de Stendhal, más allá de tu asombrosa manera de escribir así, a lo bestia, bestia en el sentido de visceral, me quedo principalmente con la reflexión en torno a los blogs, sobre todo porque con ese nombre que a veces peca de poco rancio, se ha transformado (o incluso anulado, o convertido en lo contrario) conceptos como intimidad e incluso literatura. También ha servido para dar voz a quien antes no la tenía, y cada vez es más normal dirigirse a un blog para informarse de lo que está pasando en el mundo más que recurrir a la prensa "seria".

Lo tenemos tan asumido ya que no nos damos cuenta, pero a mí me abruma realmente ese concepto de intimidad compartida, cómo nos metemos en un mundo que antes era nuestro y sólo nuestro donde nos arrancábamos las agonías cuando no podíamos dormir, y ahora en ese proceso interviene un individuo x que la mayoría de las veces es del todo desconocido, que puede estar en Suecia rascándose el culo y de repente encontrar eso que escribes y provocar en él un deseo de darte un abrazo, de decirte "a mí me pasa igual" o de darte algún consejo.

Y así, en nuestra soledad, vamos buscando por una red efímera perlitas que nos digan algo que nos llegue de verdad (y es que parece que a estas alturas poco nos llena de verdad), o ejercer de mirones-cotillas, y enterarnos de lo que se cuece en gente a la que no le ponemos ni cara. Estoy segura de que la mayoría de gente que lee blogs al tun tun lo hace buscando unas palabras que no tiene, principalmente que no tiene para describir su desgracia personal. Los blogs personales que más éxito tienen parecen los que cumplen el binomio tragedia-superación o directamente, blogs que dejan entrever la intimidad más absoluta.

Es maravilloso a la par que frívolo, si lo pensáis.

Grande. Besos y gracias por escribir. Que sepas que como lo mío no te gustará grabé un vídeo que es lo que a ti te pone, pero al final me decanté por publicar algo que no es más que una respuesta en otro blog y toda una declaración de principios.

Y os dejo una reflexión, los blogs están dando paso a los nanoblogs: contar tu vida en menos de 200 caracteres ¿vanalidad? ¿capacidad de síntesis? En el Time del quince de junio aparece una encuesta de Nielsen, en la que se aprecia que los visitantes de twitter en abril del 2008 fueron 1.22 millones, en abril del 2009 17.10, y unas subidas previstas del 1,298%. Myspace baja al -7% (gracias al cielo: odio lo mucho que tarda y ese diseño imposible), Amazon sube a 7% Google a un 9% y esas mini entradas en la que especificamos nuestro estado en el facebook le dieron un 217% de subida.